Corría el año 1987, cuando luego de varios debates, la Red de Salud de las Mujeres Latinoamericanas y del Caribe, propuso establecer un día de acción global a favor de la salud de las mujeres, así fue que en 1988 se conmemoró el primer 28 de mayo como “Día Internacional de acción por la salud de la Mujer” con el lanzamiento de la Campaña para la Prevención de la Morbilidad y Mortalidad Materna. Ayer se celebró otro día de esta lucha y la mayor cuenta pendiente al respecto es lo que concierne a los derechos sexuales y reproductivos, particularmente el aborto es uno de los ejes fundamentales de esas deudas pendientes que se tienen sobre la salud de las mujeres.

Mucho se ha dicho y se ha reflexionado al respecto de este tema, pero justo hoy en la reunión informativa sobre el proyecto de Ley de Interrupción Voluntaria del Embarazo, en la Cámara de Diputados de nuestra Nación, Mariana Rodriguez Varela una conocida activista en contra de la despenalización del aborto, mostró fotos de una nena de 12 años maternando en un Hogar Refugio de Santiago del Estero, hecho que le valió la indignación en las redes sociales, porque, principalmente, esas nenas que son mamás a tan temprana edad son víctimas de una violación. Parece que este grupo no dimensiona lo siniestro de esta situación, se trata de nenas violadas por un hombre de su entorno familiar, y después tienen el tupé de decir que estas nenas “deciden” continuar con sus embarazos, cuando bien sabemos que una nena de 11 años ni siquiera está capacitada para consentir una relación sexual, si no fuera así ni siquiera se hablaría de estupro en nuestro Código Penal.

Hace unos días se conoció otra noticia aberrante, similar a la antedicha, en la provincia de Salta, una nena de 11 años fue al Hospital porque tenía fuertes dolores de estómago y los médicos descubrieron que estaba embarazada de 5 meses, fruto de la violación de su padastro. Lo más indignante es que a esta nena le negaron la posibilidad de realizarse un aborto, debido a que un interrupción del embarazo no punible puede practicarse hasta la semana 12, y ella ya cursaba la semana 19, además de que luego de tener una entrevista con su mamá y el equipo psicológico del nosocomio “decidió” continuar con el embarazo. Ya bastante tiene esta nena con las consecuencias nefastas que en su psiquis quedaran producto de las violaciones de las que fue víctima, como para que encima la obliguen a continuar con el embarazo.

No solo desde el punto de vista psicológico es aberrante, desde el punto de vista médico también lo es. Para dejarlo en claro, la Licenciada Cintia Gonzales Oviedo lo expresa claramente: “En las maternidades públicas la mayoría de las madres son adolescentes y niñas. Los médicos les salvan la vida a esas nenas porque muchas veces su cuerpo no resiste el embarazo y se abren los úteros. Muchas de ellas si sobreviven, nunca más podrán ser madres”

Así como los profesionales que trabajan en nuestro sistema de salud disparan la alarma, la Organización Mundial de la Salud en un Informe que realizó sobre Mortalidad Materna también fue muy concluyente: el elevado número de muertes maternas en algunos países del mundo refleja las inequidades en el acceso a los servicios de salud y pone de manifiesto las diferencias entre ricos y pobres. El 99% de la mortalidad materna corresponde a los países en desarrollo y más del 50% de esas muertes se producen en entornos frágiles y contextos de crisis humanitaria. Asimismo, señala que el mayor riesgo de mortalidad materna corresponde a las adolescentes de menos de 15 años y las complicaciones del embarazo y el parto son una de las causas de muerte principales de estas adolescentes en la mayoría de los países en desarrollo. Por lo tanto, señala que para evitar la muerte materna es fundamental que se eviten los embarazos no deseados o a edades demasiado tempranas. Todas las mujeres, y en particular las adolescentes, deben tener acceso a la contracepción, a servicios que realicen abortos seguros en la medida en que la legislación lo permita, y a una atención de calidad tras el aborto.

Advertisements
Posted by:Lau Albertini

Periodista. Humorista. Feminista. Madre.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Change )

Google photo

You are commenting using your Google account. Log Out /  Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Change )

Connecting to %s